☞ SERVICIO DE URGENCIAS 24 HORAS ☜
94 600 90 60 (Bizkaia) Y 945 201 495 (Álava)

¿Cómo se contrae la Legionela?

Contagio Legionela

Las bacterias que causan esta enfermedad sobreviven en aguas estancadas y necesitan ambientes cálidos y húmedos para su supervivencia.

La Legionella es una infección pulmonar originada por alguna bacteria de la familia Legionellaceae, especialmente la Legionella pneumophila, que está presente en casi el total de los casos; se caracteriza por la presencia de neumonía, fiebre bastante alta y dificultad para respirar. Su nombre deriva de que el brote original de esta bacteria aconteció durante una Convención de la Legión Americana en Philadelphia, en 1976.

Las bacterias que causan esta enfermedad sobreviven en aguas estancadas, y necesitan para su supervivencia ambientes cálidos y húmedos. La mayor fuente de contagio para las personas lo constituyen los sistemas de agua. La bacteria coloniza torres de refrigeración u otras instalaciones que contengan agua a temperaturas templadas, donde tiende a multiplicarse. Si esas bacterias se trasladan en aerosoles (gotas diminutas) pueden ser inhaladas, llegar a los pulmones y dar comienzo a la enfermedad; el contagio se produce por inhalación. El ser humano no puede protegerse de una posible infección aunque no se ha demostrado que haya posibilidad de contagio entre personas. Un test de antígeno en orina confirma si el microorganismo que ha provocado la infección es la Legionella.

Existen personas más propensas que otras a contraer la enfermedad. La edad, el sexo, las enfermedades respiratorias o el tabaquismo son condicionantes frente al contagio de la Legionella. Afecta de dos a tres veces más a hombres que a mujeres y sin son fumadores y mayores el porcentaje aumenta considerablemente.

Tiene un periodo de incubación de entre dos y 10 días y sus manifestaciones clínicas se parecen a las de las neumonías atípicas, con una sintomatología respiratoria variable (que al principio puede incluso confundirse con la gripe), así como alteraciones de diversos órganos, hígado, riñón, tracto intestinal y cerebro, que pueden ser más o menos severas en función del estado previo del afectado.

Si la patología se trata a tiempo, la mortalidad no supera el seis por ciento; pero si el tratamiento se inicia pasadas 48 horas del comienzo del cuadro clínico, puede aumentar al 25 por ciento.

Presenta una mayor incidencia a finales de verano y en otoño, y para tratarla se utiliza el antibiótico eritromicina.

Para minimizar sus efectos, caracterizados por su gran resistencia, se aboga por mantener la limpieza e hipercloración del agua y, en las áreas de pacientes de alto riesgo, se aconseja colocar filtros estériles en grifos y duchas.

En España, la legionelosis es enfermedad de declaración obligatoria nacional desde 1996.

El primer brote importante en España surgió en un hotel de Benidorm en el verano de 1980, y el brote que mayor número de casos generó fue en Murcia, en julio de 2001; afectó a más de 600 personas y provocó cuatro muertes.

Fuente: www.elcomercio.es

Ponte en contacto con tu asesor personal

Añade el teléfono 94 600 90 50 a tus contactos y haz tu consulta vía Whatsapp o rellena el siguiente formulario para que nos pongamos en contacto contigo a través de Whatsapp para resolver todas tus dudas de forma personalizada.

noticias de ratas

Las altas temperaturas aumentan los problemas de ratas en las ciudades

Con la llegada del calor, la presencia de plagas en las ciudades aumenta y por tanto las zonas públicas como las viviendas particulares se ven afectadas de una forma intensa. Las plagas más comunes son de ratas y ratones, cucarachas y hormigas, pero también nidos de avispas en fachadas.
Si nos centramos en los roedores, éstos cambiaron sus hábitos durante los confinamientos de la pandemia por la escasa presencia de personas en las calles y ahora los expertos aseguran que esta salida a la superficie se debe a las elevadas temperaturas.

LEER MÁS
Las diferencias entre las avispas y las abejas

Las diferencias entre las avispas y las abejas

Sin duda, dos de los insectos más molestos y necesarios son las avispas y las abejas, pero… ¡¡sabrías diferenciarlos!!

Las avispas y abejas son una auténtica pesadilla cada verano, época en la que más se ven por nuestras calles. Son insectos muy necesarios (las abejas más que las avispas si puntualizamos), pero que pueden causar picaduras de gravedad en personas que sean alérgicas. Ahora bien, ¿sabes diferenciar las abejas de las avispas, y viceversa?

LEER MÁS
curiosidades sobre las hormigas

CURIOSIDADES SOBRE LAS HORMIGAS

Las hormigas son muy parecidas a las termitas, y ambas pueden ser confundidas. Sin embargo, son muy diferentes, las hormigas tienen una cintura estrecha entre el abdomen y el tórax, y las termitas no. Además, las hormigas tienen cabezas grandes, antenas articuladas y poderosas mandíbulas.
Las comunidades de hormigas están dirigidas por una o varias reinas, cuya misión es poner miles de huevos para garantizar la supervivencia de la colonia. Las hormigas trabajadoras (las que normalmente vemos) son hembras sin alas que no se reproducen. En su lugar, recolectan comida, cuidan la prole de la reina, construyen el hormiguero, protegen a la comunidad y realizan muchas otras labores.

LEER MÁS